1x1 azulgrana en el empate frente a San Martín de Tucumán

San Lorenzo cerró la Superliga con un empate agrio y con poca producción futbolística. Los equipos de Jorge Almirón y Ricardo Caruso Lombardi no se sacaron diferencias. Analizamos los rendimientos individuales del Ciclón, que se presentó con equipo alternativo aún con la pobre campaña desarrollada durante las últimas 24 fechas.

Sebastián Torrico (6): poco trabajo para el Cóndor, las escasas intenciones ofensivas del rival no llegaron a convertirse en peligro y el arquero casi no tuvo participación, más allá de su trabajo como jugador de campo en la salida desde atrás.

Gino Peruzzi (5): endeble para defender, poco determinante para atacar, el lateral aún está lejos de su mejor versión que es anterior a su paso por Nacional y Boca Juniors.

Gonzalo Rodríguez (5): si bien respondió en defensa, no estuvo fino en el trato con la pelota y las salidas desde el fondo, necesarias para la idea que propone el DT, no fueron lo suficientemente limpias. Incluso arrojó algún que otro pelotazo.

Gianluca Ferrari (6): desde su debut hasta hoy, el juvenil cumple. No deslumbra pero aporta lo suyo para la labor de la línea de fondo.

Gabriel Rojas (4): con sus habituales dificultades defensivas en el primer tiempo (de casualidad no le sancionaron un penal) el lateral producto del fútbol juvenil sigue demostrando un nivel sumamente bajo. En ataque, durante el complemento, tuvo algunas alternativas pero no resolvió con claridad.

Gerónimo Poblete (6): sin dudas hace un trabajo necesario, en un equipo con poca creatividad tuvo que agregarle a la salida desde el fondo (casi en posición de líbero) un poco de inventiva en el mediocampo. Incluso tuvo la chance de rematar.

Ruben Botta (4): el ex Tigre sigue demostrando sus condiciones individuales para gambetear y retener la pelota, pero sin traducirlas en algo fructífero para el juego del equipo, sobre todo en la función de interno que le demanda mayor creatividad. Magra participación del volante de 29 años.

Ariel Rojas (4): poco del experimentado mediocampista de San Lorenzo, algún tiro libre con cierto peligro al área rival, pero desde lo creativo se lo notó sin ideas y falto de ritmo para asociarse o pisar el área en ataque. Fue reemplazado en el complemento.

Gustavo Torres (3): otra actuación paupérrima del colombiano, tuvo pocas intervenciones y las resolvió siempre de mala manera, incluso terminó disputando pelotas con sus propios compañeros. El Grueso se mantuvo en el campo de juego por decisión del entrenador hasta los 78 minutos del encuentro y luego fue reemplazado, sin pena y mucha menos gloria.

Nahuel Barrios (6): le alcanzó el primer tiempo y pocos minutos del complemento para ser el mejor de San Lorenzo, gambeta por afuera y vertigo por el centro, el Perrito desequilibró en todos los sectores del campo generando las pocas situaciones de gol del Ciclón. Una molestia física lo obligó a abandonar el campo en el minuto 57, todo el equipo sintió su salida.

Andrés Rentería (5): sin claridad, atropellado para atacar y con problemas para definir situaciones casi resueltas, el colombiano no logró aportar demasiado en ataque. Si bien su actuación fue muy levemente superior a la de previas presentaciones, todavía no da muestras de un nivel que explique la confianza que aún le tiene Jorge Almirón.

INGRESARON:

Héctor Fértoli (4): ingresó por Nahuel Barrios y no estuvo ni cerca de generar el peligro, ni el desequilibrio que aportaba el Perrito. En varias oportunidades en que pudo aprovechar su velocidad se encerró y complicó su camino. Floja participación del Rayo.

Manuel Insaurralde (-): reemplazó a Ariel Rojas y aportó más dinámica para presionar en el mediocampo, pero como le sucedió al resto de sus compañeros, careció de creatividad para atacar.

Adolfo Gaich (-): lejos de su tarea habitual tras reemplazar a Gustavo Torres, el goleador del Sub 20 luchó más de lo que atacó y hasta vió la amarilla por una falta en el mediocampo.

  • puntajes, San Lorenzo