Guede: "Hubiera venido gratis a dirigir a San Lorenzo"

Claudio Morrone entrevistó en exclusiva a Pablo Guede, el particular entrenador que conduce al Ciclón desde principios de año. La gloria le llegó al mes de dirigir a su equipo cuando se alzó con la Supercopa Argentina al bailar y golear a Boca en Córdoba. Sin embargo, una racha de partidos sin triunfos puso al entrenador en boca de todo el mundo futbolístico. En este imperdible mano a mano, sabremos qué significa para él el fútbol, quién es su modelo a seguir y cuáles son sus aspiraciones a nivel profesional. “No me gusta demostrar nada, soy un laburante del fútbol, un entrenador normal”, avisa el ex DT de Palestino y Chicago.

Pablo Guede nos recibe en una pequeña oficina, donde la colaboración del aire acondicionado atenúa el calor que regresó esta semana a la ciudad. Al entrenador se lo ve tenso pero no puede ocultar que le apasiona hablar de fútbol.  Tanto se enajena el DT del Ciclón a la hora de intercambiar conceptos, que no sólo gesticula y golpea la mesa con sus nudillos, también es capaz de romper el capuchón del marcador con que reafirma sus ideas. Sin embargo y con el correr de los prolongados minutos que duró la entrevista, Guede se va relajando y hasta se siente cómodo. El hielo ya se rompió y hasta podemos prescindir del aire que se apaga porque ya no es necesario.

Tuviste muchos cambios en tu vida: Argentina, España,  regreso a nuestro país, luego Chile… ¿cómo encontrás esta realidad futbolística que te toca vivir en la Argentina?

En lo futbolístico está habiendo un cambio generacional grande, por todos los entrenadores jóvenes que están trabajando, creo que va a haber un cambio en el futbol. También, por el tema AFA, tiene que haber un cambio generacional para seguir creciendo, evolucionando. En ese aspecto tiene muy buenas perspectivas. En el fútbol, lo de siempre: ganar. Es un sentimiento y se vive como en ningún lado en el mundo. Si ganás estás contento toda la semana, y si perdés estás triste de verdad. Cuando hacés algo donde están en juego los sentimientos, es muy complicado.

¿No creés que el que juega a algo tendría que tener en cuenta que pueda perder?

Entiendo al fútbol como un juego.

Aunque acá no se lo tome como un juego…

Lo sé. Una cosa es como yo sienta el fútbol y otra cosa es lo que representa para Argentina.  Yo entiendo que uno juega con los sentimientos pero no deja de ser un juego donde podés ganar, perder o empatar; por eso para mí el ganar, empatar  o perder es tan importante en sus formas.

¿Sentís que de alguna manera viniste a tener que demostrar que una forma de juego también se puede desarrollar con las presiones y condiciones que se vive en Argentina?

No vine a demostrar nada, no soy quien para demostrar pero si hablás de demostraciones está el Chicago de la B.

En un lugar donde no se podía jugar de esta manera…

Aquel Chicago metía presión. En la B tenías que subir sí o sí. Pero no me gusta demostrar nada, soy un laburante del fútbol, un entrenador normal. Todas las películas que se crearon no son cuestiones mías, jamás dije que venía a demostrar nada. Todos los días vengo a trabajar con una idea de juego que es la que yo elijo como entrenador. Llevo cuatro años entrenando, ¿sabés todo lo que me queda por aprender? Apenas soy un grano en la arena.

¿Qué porcentaje le das de importancia al entrenador dentro de un proyecto futbolístico? Habitualmente se dice, Bauza ganó de tal forma, perdió de aquella manera…

Como entrenador, sos el máximo responsable de todo.  El tema es que habría que dividir. Pero no siempre tiene la importancia que tiene que tener.

Sin embargo a la hora de pagar los platos rotos es el más importante…

Eso está asumido, cuando firmás el contrato ya sabés que te van a echar o te vas a ir. Cuando decidís ser entrenador me dijeron una frase que me marcó: “no sos entrenador hasta que te echan dos veces”. Hasta el día de hoy, yo no sé lo que es perder, tengo la suerte de cumplir los objetivos en los clubes que estuve. Tengo asumido como DT que en algún momento me van a echar, aunque uno trabaja todos los días para que ese momento no llegue o sea lo más tarde posible.

¿No es una forma de sacarte presión de encima?

Es la realidad, es algo que no está en mis manos. No depende de mí, lo único que depende de mí es entrenar todos los días más y mejor para llegar al día de la exhibición  de la mejor manera posible con las mayores garantías de ganar el partido.

¿Cuánto hay del éxito de un entrenador, del hecho de que un jugador compre la idea o no?

El éxito nunca es del entrenador, siempre es de los jugadores, porque los que juegan son ellos.

Pero tienen que estar convencidos de la idea, sino se hace muy difícil…

Se hace difícil pero yo no termino de entender cuál es la idea, si la tuya y mía es meter goles y que no nos metan, a mí me gusta meter goles dando muchos pases, y a otros la idea es dar dos pases y gol. El riesgo de jugar con muchos espacios en los centrales, es un riesgo y hay que convencer al futbolista con argumentos diarios, trabajando lo que uno cree es mejor. No, no es mejor, es lo que a mí me gusta para poder llegar al arco contrario.

Lo que creés que es el camino…

No, es lo que más me gusta. Si todos tuviéramos la receta para ganar, el fútbol no sería lo que es, nos dedicaríamos al tenis.  Hace 15 días: Juventus- Bayern, en la cancha de la Juve. Iba ganando 2 a 0 el Munich…¿y qué hizo? Siguió atacando, y atacando, ¿qué paso? No se defendió nunca. La “Juve” lo termina empatando. Lo que sigue: Guardiola  es un loco, Guardiola no sabe defenderse, el Bayern está mal físicamente. Siete días después, el Bayern perdía 2-0 contra uno de los mejores equipos italianos en defensa, dos líneas de cuatro metidas en el área grande. El Bayern mal físicamente, lo ganó a los 85’, 91’, 105’ y 110’ del alargue. Le metió cuatro goles al que mejor se sabe defender. Siete días atrás lo mataban a Guardiola porque no sabía defenderse y el equipo estaba mal físicamente. A la semana, ese mismo equipo le gana al mejor equipo físicamente y la mejor defensa del mundo, le mete cuatro goles en los últimos diez minutos, ¡eso es el fútbol!

Ya se acostumbró tu familia, fútbol todo el día, y lo que llega como consecuencia del estar en el candelero…

Soy muy familiero. (Se le iluminan los ojos cuando habla de sus hijos y de al igual que cuando recuerda a su vida en Málaga). Me fui con 21 años a España con mi señora y mi hijo. Le dije a mi señora: “voy a ser DT, vamos a vivir seis meses acá, seis meses allá”, le dije. Nunca me hizo problemas, la única que me dice algo es la chiquitita.  Es la que menos vivió de estar cambiando. El varón, Axel, cambió once veces el colegio.  Lo convenzo con lo mismo: “esto es para volver a vivir a Málaga”, tres años y papá vuelve.  Me siento malagueño. Es mi sueño, quiero vivir ahí, tengo mi casa, como Málaga en el mundo no hay.

¡Qué raro escucharte así! Se te ve tan argentino…

¡No, no! Málaga me acogió de manera tremenda, como futbolista la experiencia fue irrepetible, metí 23 goles en el ascenso y eso es inolvidable. Yo tengo todo allá. Pase la mitad en Argentina, mitad en España.

Pero sos parte de esta revolución, de un fútbol distinto que se está practicando en Argentina, que viene de la mano de los holandeses que cambiaron la forma de ver el fútbol, del recientemente desaparecido Johan Cruyff para abajo. No te gusta hablar de que tenés un estilo de juego que se asimila a lo que intentan practicar muchos equipos de España, no podía poner de referencia al Barcelona pero el “Pep” (Guardiola) lo viene llevando a donde va, y lo va a llevar a Inglaterra…

Lo tengo que copiar de él…(risas)

También podrías copiar a (José) Mourinho…

Al llegar a este intercambio dialéctico, Pablo Guede recibe un llamado y sin el grabador como testigo confiesa que muere por el estilo de juego de los equipos de Josep “Pep” Guardiola. Además, que estudia realizar algunas innovaciones defensivas en su San Lorenzo, el mismo que viene siendo vapuleado por los medios en los últimos tiempos. Al respecto, se retoma la charla…

Quizás no te tocó vivir en Chicago estar tan expuesto en los medios, claro, no te hizo bajar los brazos pero te ha golpeado…

No, no tienen argumentos…

Pero inventan…

Ahí sí…

¿Eso sí es lo que jode?

Si la persona quiere hacerte daño gratuitamente… ¿qué vas a hacer? Mi hijo lo lee y ¿qué le voy a decir si los que opinan no tienen argumentos? Si está lleno de mentiras. Desde el primer día que iba a ser DT decían que no quería a Ortigoza…mienten, mienten…

¿Lo tenés establecido?

Tendrán sus intereses, yo pienso un montón de cosas. Vine sin representantes porque conmigo no hace negocio nadie. No soy amigo de los periodistas ni tengo ningún interés con ninguno. Hay gente que tal vez sí los tenga…

¿Te juega en contra eso?

No lo sé. Los jugadores firman con el club, no tengo amigos periodistas que me puedan promocionar. Sólo hablan lo bueno y malo por el trabajo, yo no conocía a nadie acá y eso a algunos les molesta. Estoy en San Lorenzo, unos de los equipos más grandes de la Argentina, y los representantes no meten a ningún jugador. Tal vez eso a alguno le moleste. Seguramente querrán desestabilizar al DT de turno para meter a su entrenador y así seguir haciendo negocios. Puede ser una posibilidad. No lo sé. Hay periodistas que me tratan de raro, como conmigo no tienen la primicia…

¿Con qué club te encontraste al llegar a San Lorenzo?

Si a mí me llamaba San Lorenzo, venía gratis. Entrenar a San Lorenzo era mi ilusión, desde los 12 ó 13 años, hasta los 18 y 19. Venía con los pibes  a ver a San Lorenzo, y ahora ser el entrenador…No puedo hacer una valoración objetiva. Estar acá es un sueño cumplido, y -como todo en los sueños- cuando vivís la realidad a veces ese sueño está por encima de la realidad pero a veces por abajo. Una de las cosas que no me equivoqué al venir a San Lorenzo fue por la dirigencia. En momentos malos y aún sin conocerlos a Matias (Lammens), a Marcelo (Tinelli) ni a Bernardo (Romeo) pienso que si me tienen que echar, me van a echar. ¿Me explico? Si jugamos  tres partidos seguidos como el que jugamos contra Quilmes, me tiene que echar.

A mí me dijeron que si jugás tres partidos como jugamos con Quilmes, te vas solo…

Que no te quepa la menor duda. Para mí es una alegría que está por encima de lo que yo soñaba con los directivos, con el apoyo que te dan, son personas con los que se pueden hablar, te dicen las cosas malas en la cara, eso para mí es una tranquilidad. Porque si vos analizás de verdad, ¿cuál es la crisis de San Lorenzo?

Hoy por hoy no ganar, quedar afuera de una Copa…

¿Eso es una crisis?

Eso es lo que llaman crisis…

Irse al descenso es una crisis. Vos no podés pretender cambiar una forma de juego de la noche a la mañana, sin tiempo de trabajo. Es incompatible, basado solo en los resultados. Hablemos de resultados. El gran objetivo de este año era ganarle a Boca que para el club le representaba ganar un torneo nuevo. Eso te garantiza una economía, te daba la posibilidad de entrar en la Sudaméricana. Además brindaba estabilidad. Primer objetivo cumplido. Nos preparamos para ganar ese partido, para luego seguir creciendo. Te tiene que dar un margen de tiempo, estamos en el margen adecuando. ¿Cuántos partidos jugamos? 13 partidos. Entrenamos cuatro días de la semana pasada más estos cinco días, nueve días nada más. Porque es tan importante entrenar bien, como descansar bien. Entonces bastante bien lo estamos haciendo para el tiempo que tuvimos. ¿Querés analizar bien?

El balance no se puede hace ahora…

No ganamos ante Huracán, Gimnasia, Arsenal, Gremio, Toluca y Quilmes. ¿Cuándo fuimos un desastre?

Contra Quilmes…

¿contra Huracán?

Bastante bien…

¿Contra Arsenal?

Buen primer tiempo.

¿Contra Gimnasia?

No muy bien, peleado.

¿Contra Gremio?

Bien.

¿Contra Gremio acá?

Bien.

¿Contra el Toluca acá?

Bien

¿Entonces? El balance: es lo que hay.

¿A qué aspirás?

A ganar todo lo que juguemos en San Lorenzo.

¿Es más importante ganar que lograr jugar como vos querés?

Estoy convencido de que al jugar como yo quiero, vamos a ganar muchas cosas, estoy convencido de eso y los futbolistas también. Con Quilmes jugaron todos los titulares, pero no pudimos. ¿Es preocupante? Sí. Asumimos esa responsabilidad, un mal día, ¿podemos tener un mal día? Trabajemos para que no vuelva a pasar.

 

l

Más noticias

Fútbol

¿Di Santo a Boca?

Si bien es cierto que existe el interés por parte del Xeneize para llevarse al delantero, por el momento no sonaron los teléfonos en Boedo.

Fútbol

Festejo del Gaich y nula participación de Herrera en la victoria de la Sub 23

Con un gol del Tanque, los dirigidos por Fernando Batista vencieron por 2-0 este viernes a Arabia. Andrés Herrera estuvo entre los suplentes, pero no ingresó.

Fútbol

Néstor Ortigoza firmó con San Lorenzo y se convirtió en el primer refuerzo

El volante campeón de América puso la firma y arrancará la pretemporada junto al resto del plantel la semana próxima.

Fútbol Profesional

El paso de Paolo Montero como jugador de San Lorenzo

El flamante técnico del equipo disputó un puñado de partidos con la camiseta azulgrana, ya que las lesiones lo complicaron por demás. 15 años después pegará la vuelta en un nuevo rol y con la ambición de mejorar su experiencia en el Bajo Flores.

l

Lo más leido

" alt="Túnel renovado">

Noticias Generales

Túnel renovado

El ingreso al campo de juego del Nuevo Gasómetro recibió una lavada de cara y muestra los grandes títulos de la historia cuerva.

" alt="Arreceygor: “Yo quería a Pablo Guede”">

Fútbol

Arreceygor: “Yo quería a Pablo Guede”

El presidente en acción de San Lorenzo admitió cual fue su preferencia a la hora de buscar un entrenador y declaró que le propuso a Mauro Cetto varios nombres para que charle y fue el mánager quien se decantó por Paolo Montero como DT dando sus argumentos y convenciendo a todos puertas adentro.

" alt="¿Qué puede pasar con el básquet de San Lorenzo?">

Deportes

¿Qué puede pasar con el básquet de San Lorenzo?

Sin el aporte económico de Marcelo Tinelli para la disciplina y ante un fuerte recorte presupuestario, San Lorenzo tiene 2 alternativas: vender la plaza en la LNB o hacer el esfuerzo económico de sostener un equipo competitivo para seguir haciendo historia. ¿Qué pasará?

" alt="¿Quiénes completan el cuerpo técnico de Paolo Montero en San Lorenzo?">

Fútbol Profesional

¿Quiénes completan el cuerpo técnico de Paolo Montero en San Lorenzo?

El uruguayo ultima detalles para viajar a la Argentina junto al resto de su cuerpo técnico. Ya sin el Chengue Morales a su lado como principal ayudante, sumó a otro ex delantero uruguayo para esa función. Además, su PF será el mismo que lo acompaña en su carrera como DT hace varios años.